Rodeo en fiestas patrias ¿a favor o en contra?

Las fiestas patrias en Chile se realizan el 18 septiembre con el fin de celebrar la cultura e independencia del país, esta celebración se extiende durante toda la semana del 18 e incluye desfiles, danzas, comida y música tradicional de chile y como sabemos muy bien también incluye la práctica de rodeo como una tradición chilena.

Pero ¿es una mala o buena tradición? Considerando el avance social desde los años 1800 hasta la actualidad ¿Se podría decir que es sensato y consciente realizar esta práctica y someter a los animales a situaciones que le causan (en muchas ocasiones) daños tanto físicos como psicológicos?

Y aquí nos encontramos con las dos caras de la moneda: los que están a favor y los que están en contra, ambos con sus propias bases correctamente argumentadas para considerar esta tradición apropiada o no apropiada, depende cual sea el caso.

A favor.

Existen personas y entidades que aun apoyan a toda costa esta práctica y aseguran, basándose en sus propias bases argumentadas, que no causa ningún tipo de daño a los animales.

De hecho, los corredores de rodeo explican que igual se preocupan por los animales y se catalogan a sí mismos como animalistas y en las prácticas de rodeo se aseguran de seguir todas las medidas preventivas y de seguridad pertinente velando por el bienestar del animal.

“Ningún caballo ni novillo sufre algún daño durante el rodeo y de ser así los corredores sufren severos castigos” asegura el director de la federación de criadores de caballos chilenos, asegurando de igual forma que en los campos la gente cría a los novillos, les da de comer, los cuidan, les dan remedios, etc. lo cual certifica aun más su preocupación por el bienestar animal.

En contra.

Por el otro lado existen los llamados “animalistas” que protestan y acusan a esta tradición de maltrato animal y uso de los animales como objeto de diversión y entretenimiento, lo cual consideran totalmente una violación a los derechos de los animales como seres vivos.

Alegan que son constantes las denuncias de sufrimiento animal y que incluso existen registros fotográficos que prueban que los animales son sometidos a golpes, terminan con heridas o costillas rotas y con la piel rajada, lo cual demuestra cierta contrariedad con lo que dicen en cuanto a la preocupación del cuidado animal en la realización de esta práctica y en las medidas de seguridad preventivas que dicen seguir.

Sumado a esto, el animal también sufre mucho daño psicológico puesto que se encuentra sometido a una situación que percibe como peligro y por eso huye, incluso por el mismo estrés que esto le genera es que suele tener algunas reacciones agresivas.

¿Tú que piensas?