SCS, dispositivo contra el dolor

“Cuando me lo activaron me puse a llorar. Fue increíble el cambio”, señaló Dennise Saldías, la primera paciente en Latinoamérica con el dispositivo SCS Intellis.

La OMS ya declaró el dolor crónico como una enfermedad, por lo que incluso ya existen clínicas especializadas en el tratamiento de este mal. En Chile ya se instala el SCS- Intellis, un pequeño dispositivo que se instala debajo de la piel y funciona como neuroestimulador que emite impulsos eléctricos en los nervios encargados de la transmisión del dolor, pudiendo dar alivio efectivo a esta enfermedad, cuando los tratamientos convencionales no surten efecto.

El dispositivo es sumamente pequeño, no es invasivo y el paciente puede manipularlo vía Bluetooth, aumentando o disminuyendo la intensidad y frecuencia de los impulsos eléctricos según el nivel de dolor.

Se trata del neuroestimulador más pequeño del mundo: mide 5,7 centímetros de largo y 4,7 centímetros de ancho, pesa 29 gramos y tiene el doble de duración de la batería que su antecesor, además de que se carga de vacío a lleno en apenas una hora.

Además, mediante una aplicación de seguimiento en una Tablet, el SCS permite recolectar datos de uso, como horas e intensidad de uso, progreso objetivo del paciente y número de impulsos eléctricos emitidos.

scs